Ser y Tiempo

Ir hacia una estrella, solo eso, dijo una vez Heidegger. Y una estrella es lo que preside su tumba.

“El nivel de una ciencia se determina por su mayor o menor capacidad de experimentar una crisis en sus conceptos fundamentales. En estas crisis inmanentes de las ciencias se tambalea la relación de la investigación positiva con las cosas interrogadas mismas.”

Heidegger. Ser y Tiempo.

Actualmente no solo las diversas disciplinas se están interrogando a sí mismas constantemente -como por ejemplo la biología se interroga sobre lo que es VIDA, quedando obsoletas las definiciones de lo vivo desde el mecanicismo o vitalismo- sino las sociedades. La crisis de la Modernidad, la crisis económica social y política, la crisis en las ciencias experimentales y en las ciencias del espíritu, la crisis… los cambios… las contradicciones… son síntomas -¡no de fracaso!- de que hemos de afrontar nuevos retos, de que hay que ponerse a trabajar en ello. Generan gran desasosiego, angustia, a la vez que gran oportunidad. Eso sí, obligada.

De nada servirá intentar recuperar presuntas seguridades certezas y valores de un pasado que acaso solo resucitaríamos provisionalmente en forma de caricatura.

.

Quizá también te interese

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *