Puesto de trabajo y Ley de la Reforma Laboral

 

clip_image001

Los puestos de trabajo se crean, se destruyen y se transforman. Como las empresas, como el mundo.

Lo que es útil hoy, no lo será mañana, lo será otra cosa. Antes, era útiles telefonistas que cambiaran clavijas para conectar un teléfono con otro y hoy los avances en las telecomunicaciones han hecho innecesarios e inútiles esos puestos de trabajo. Antes eran útiles las leproserías y ya no lo son, porque los avances sociales y sanitarios han erradicado esa enfermedad. El propio éxito obliga al cambio y al cierre. Ni podemos mantener los puestos de trabajo de las leproserías, ni las leproserías mismas.

Los puestos de trabajo no son entidades como “árbol” “mesa” “niño”, son convenciones humanas que responden a la necesidad de agrupar personas para realizar entre varios un proyecto -útil a los demás, porque sino muere- que uno solo no podría. Por eso se crean, se destruyen y se transforman. Ignorar este hecho conduce a barbaridades como obligar por ley a los empresarios a contratos de trabajo de por vida. Si así fuera, habría que obligar por ley a mantener empresas de por vida, administraciones enteras de por vida, gobiernos de por vida, países de por vida, y en definitiva… obligar por ley a mantener el mundo igual de por vida. Pero nuestro mundo se transforma continuamente, se mueve a 250 km por segundo, los Homo sapiens sapiens de momento hemos durado 130.000 años, pero más duró el Neardental, 200.000 años, y en cambio se extinguió en la  última glaciación. Es decir, todo cambia, nada permanece y la única garantía de un trabajo es que sea útil a la sociedad. Esa es también la única garantía de una empresa.

De no pensar sobre lo que es un puesto de trabajo, se derivan los gravísimos errores de fondo de la actual Ley de la Reforma Laboral que ha salido ya del Congreso hacia el Senado aportando -de momento- a la sociedad española más complicación, pues el despido objetivo deberá pasar por la interpretación subjetiva del juez a falta de criterios claros en los que basarse, aumentando más la judicialización y las reticencias de las empresas a la hora de contratar.

Ligado al puesto de trabajo hay que considerar que los medios de producción en las sociedades post industriales no están basados principalmente en el capital, sino en el conocimiento, y ese se encuentra alojado en las personas y son esas personas a quienes las empresas necesitan perentoriamente, las mismas capaces de formar su propia empresa. Ya no es útil saber cambiar clavijas para conectar teléfonos, pero sí tener conocimientos informáticos. Y es que el sistema económico-social-natural es un Todo y no debemos confundir la parte (la empresa) con el Todo y hacerla responsable de él. La economía, y el bienestar de las personas derivado, trasciende a las empresas y el problema de los puestos de trabajo es un problema social, de conocimiento, de educación, no empresarial, porque la empresa no puede ni nunca podrá resolverlo. Todos hemos de poder tener conocimientos que sean útiles a nuestros congéneres; ese es un problema social.

Esperemos que en su trámite en el Senado se creen, se destruyan y se transformen las premisas de la Ley de Reforma Laboral, porque nos va el dinamismo económico y social en ello. La otra opción es obligar por ley a una nueva paga extra de 45 días por año a cada trabajador, y de este modo se va pagando año a año la indemnización por un hipotético despido; esto si es posible en un mundo cambiante, pero a un alto precio.

Seguir leyendo

Toros

Entre la escena de tauromaquia pintada por Goya y la fotografía actual con un aerogenerador de fondo, han pasado 250 años y los valores de la humanidad han cambiado mucho. A pesar de ello, aún hoy en demasiados casos el dolor ajeno, el dolor del enemigo y del diferente, nos alegra. Incluso todavía persisten muchas religiones que animan a sus feligreses a cumplir las reglas enseñándoles las torturas de las que serán objeto aquellos que no lo hagan, para que se regocijen con el castigo al otro.

Creo que hay dos temas que se mezclan en la polémica que ha surgido a raíz de la prohibición de las corridas de toros en Cataluña: Prohibir y corridas de toros. Me gustaría hacer una breve reflexión de cada uno.

clip_image002clip_image001

PROHIBIR

Estamos en 2010 y aún hoy nos encontramos inmersos en un auténtico furor prohibitivo (y legislativo en general) que agrede, porque presupone que los ciudadanos seamos menores de edad y se nos tenga que encauzar y atar cada vez más corto para que no nos desviemos de un camino que han elegido por nosotros. Ciertamente hay cosas que se deben prohibir, como el asesinato, pero el resto hay que hablarlas y llegar a acuerdos teniendo en cuenta tanto principios y sentimientos como criterios prácticos. Y además estos acuerdos han de llevar fecha de caducidad para permitir subsanar errores y facilitar que se vayan modificando en el futuro conforme vayan cambiando nuestros valores y sensibilidades.

CORRIDAS DE TOROS

Nos olvidamos de que vivimos en momentos de ética del hacer (parece que haya que “hacer por hacer”) pero esto no siempre fue así. En la Grecia clásica se vivió la ética del ser, la cual haríamos bien en recordar. Esto viene a cuento de que lo que yo me pregunto ante la conveniencia o no de ciertas tradiciones y costumbres, como la del toreo, es ¿somos mejores haciendo eso o no?. ¿Somos mejores oyendo a Bach? creo que sí. ¿Somos mejores estudiando el origen del universo? creo que sí. ¿Somos mejores asistiendo a una corrida de toros? creo que no.

En Roma las grandes fiestas se celebraban con espectáculos de gladiadores; hoy no toleraríamos esas muertes. Hace solo 176 años se abolió la Inquisición en España, pero años atrás tampoco era imaginable ningún festejo importante sin un buen Acto de Fe, es decir, la quema de algún que otro hereje.  Hasta hace pocos años era festivo en España desgarrar la cabeza del cuerpo de diversas aves vivas; hoy ya se hace, en la mayoría de los casos, con las aves muertas. También se tiraba una cabra desde un campanario en Maganenses de la Polverosa (Zamora) para hacer honores a San Vicente hasta el 2000, pero hoy se tira un artefacto pirotécnico en su lugar, que es mucho más bonito y no hiere la sensibilidad de nadie. Es decir, nuestras comprensiones y compasiones van ahondando y lo que antes nos enardecía hoy nos apena, y creo que esa compasión hacia los demás, incluidos los animales, nos hace ser mejores.

Yo renuncié hace 20 años a realizar la tesis sobre el estrés (y me apasionaba el tema) debido a las terribles torturas que debía infligir a ratas. En aquel momento no se entendía fácilmente mi postura, hoy en cambio, no se toleran esas barbaridades con animales de laboratorio y sin embargo el avance científico es espectacular.

Tal vez en algunas cosas si seamos mejores y hagamos mejores cosas, como ocurre cuando nos hiere el sufrimiento ajeno y le ponemos fin (¡queda tanto sufrimiento ajeno -y propio- por ponerle fin!). Y es que la ética del ser y la ética del hacer no pueden separarse: somos lo que hacemos

Seguir leyendo

Life

clip_image002

Soy quien decide cada minuto seguir viviendo. Cuando comprendo la vida, se que no hay otra cosa más que vida.

 El otro día, el vídeo de la película Up nos mostraba una vida vivida. Éste nos muestra otra, muy parecida en los hechos, y no obstante muy diferente…

Seguir leyendo

Vivir, vivir

“… y si nuestra alma ha vibrado como una cuerda y resonado de felicidad una sola vez, entonces todas las eternidades eran necesarias para producir tal acontecimiento, y la eternidad toda entera queda, por ese instante único de nuestra aquiescencia, salvada, rescatada, justificada y aceptada.”

F. Nietzsche. Voluntad de poder.

Seguir leyendo

Ferrata Regina en Oliana

MRM_3706

Regina es una preciosa y atlética ferrata en Oliana. La subimos ayer en menos de 3 horas, rodeados de buitres y de un paisaje espectacular.

Tal vez lo más interesante sea el paso de una aguja a otra y las verticales con desplomes.

El puente de cable entre agujas, muy bonito y bien instalado, así como los pates. Pero los cables de la última parte parece que han sido utilizados para descansar colgándose de ellos (atención, no hacerlo), lo cual disminuye su resistencia en caso de caída. Adjunto enlace muy completo con la reseña: http://www.caminsdemuntanya.com/rutes/alturgell/cami01.htm 

¡a por ella!

MRM_3538 MRM_3467

MRM_3519 MRM_3614

Seguir leyendo

Muhammad Yunus. Las empresas que resuelven problemas.

 

Yunus habló hace poco en IESE de su experiencia. Efectivamente, tal como dice, el 80 % de las innovaciones del mundo las realizan personas que no son expertas en ese campo y hacen cosas distintas a lo establecido. Además, Yunus incide en el origen de los beneficios (que es el mismo que el de las pérdidas) de una empresa, que no es otro que resolver problemas del mundo.

http://www.iese.edu/Aplicaciones/News/view.asp?id=2399&k=muhammad_yunus_empresas_resuelven_problemas_del_mundo

Seguir leyendo