Queremos seguridad pero anhelamos aventura

 

Queremos seguridad pero anhelamos aventura en el fondo de nuestro corazón

Exigimos igualdad pero hacemos de todo para diferenciarnos

Exigimos imparcialidad y obtenemos lo que pedimos: respuestas de robot, sin errores, sin comprensión, sin compasión.

 

La mariposa que conocía el secreto de todos los ruidosFreud, en El malestar de la cultura, sostiene que va en el proceso de civilización la pérdida de nuestros instintos, de la inmediatez, de la ingenuidad. Perdemos la fuerza de escuchar, y también de seguir la voz interior que nos podría guiar mejor que las voces externas, las de otros.

Si escuchamos más los sonidos de fuera que los de dentro, nos convertimos en prudentes, domésticos, alejados de esa naturaleza que anida en nosotros animada de una fuerza impresionante.

¿La hemos dejado de escuchar a cambio de una seguridad fingida?

La mariposa que conocía el secreto de todos los ruidos…

 

Quizá también te interese

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *